Automotivarnos y dejar huella. Un año después

Este es un buen momento para hablar de automotivación, en realidad, siempre es un buen momento para hacerlo. Eligiendo las palabras con sensibilidad, para que puedan ser leídas desde diversos momentos vitales y profesionales. Con total apoyo a quienes se ven más afectados por los cambios provocados por el covid-19. ¿Nos encontramos en un punto que la crisis está casi superada y con ella se inicia un cambio económico positivo o se está produciendo un reset y el conflicto ha venido para quedarse?

jueves, 08 de abril de 2021
Tags:
Desde mi punto de vista los cambios muchas veces se producen por conflictos latentes o inesperados, a menudo no han sido ni explícitamente buscados, pero se han desencadenado. Predomina el caos, como ahora y con una connotación mundial, y van gestando transformaciones que se harán más visibles con el paso del tiempo.
Y estas transformaciones se pueden afrontar desde diferentes visiones. ¿Qué pros y contras tiene afrontarlos de un modo o de otro?
Si optamos por una visión de superación elegimos un camino que nos pide más esfuerzo porque vivir el presente en clave de fortaleza, confianza, seguridad, asertividad, flexibilidad y esperanza. Pide una elección cuidadosa de nuestros pensamientos y sentimientos para desembocar en actitudes y decisiones precisas a partir de lo que seamos conscientes. Esto tiene un porqué. Nuestro cerebro necesita más tiempo para elaborar los mensajes positivos, para activar los circuitos dopamínicos y de serotonina y convertirlos en habituales.
 
                                                  Entrenamos nuestro cerebro
 
Necesitamos tiempo para marcarnos un entrenamiento vital que nos motive a confiar en que superamos los problemas y encontramos óptimas soluciones. Un entrenamiento que nos ayude a superar el miedo y a crecer en confianza. Aquí es cuando las palabras deben producir su impacto. Porque cada palabra deja una huella en nuestro cerebro, activa las emociones y con ellas la liberación de neurotransmisores que nos hacen sentir bienestar o inquietud. Las palabras contribuyen significativamente a sentir miedo e impotencia o alegría y empoderamiento. Por ello trabajar con palabras y afirmaciones es muy interesante. Se puede ver como una oportunidad para cambiar.
¿Cuáles nos gustaría que formaran parte de nuestro día a día, sobre todo para ayudarnos a superarnos?
El acto de elegir se convierte en un acto poderoso y que nos empodera. Elegimos las que más nos atraigan y nos hagan sentir a gusto. Una vez tengamos estas palabras, construyamos frases con ellas, frases que nos diremos con frecuencia para que formen parte de nuestro modo de ver y vivir la vida. La repetición es el hábito de adaptarnos a nuevas posibilidades de analizar, sentir y comportarnos y permitirnos ser más flexibles, adaptables y creativos.
 
                                                     Dando valor al tiempo
 
Con nuevas palabras y frases, descubriremos que damos más valor al tiempo y a cómo lo usamos pues hemos decidido sentirnos capaces de avanzar focalizándonos en aquello que refuerce nuestra confianza, fortaleza, alegría, innovación y esa chispa que nos hace mirar, sentir, percibir, pensar en las personas y lo que sucede a nuestro alrededor como una suma de oportunidades para vivir alineados con nuestros valores y desarrollando más nuestros talentos y habilidades.
Eso es así porque el cerebro se adapta a las rutas neuronales del placer y de la felicidad. Rutas que nos permiten ver lo bueno de la vida, que refuerzan la confianza de que somos capaces de resolver los problemas y que se incrementan con el agradecimiento (produce cambios positivos en nuestros neurotransmisores). Es admirable lo que podemos llegar a conseguir cuando entrenamos el cerebro para ello. Superarnos es hacer que estas rutas sean recurrentes, fáciles de activar y habituales. Confiar que mejorar nuestra vida está a nuestro alcance. El punto de inflexión es quererlo intentar. Lo más difícil, aceptar el cambio. Requiere dedicación y entrenamiento (como los músicos, los deportistas o los cantantes). A veces, saber pedir ayuda. Y, finalmente, se ven los resultados.
 
                             Abordar los problemas en dimensiones manejables
 
Unos minutos de pensamientos negativos pueden debilitar nuestro sistema inmunitario durante varias horas. Y si esto sucede durante unas cuantas semanas, el estrés se manifiesta y puede convertirse en crónico. ¿Recuerdas cuando has recibido una mala noticia? La mayoría de las veces has buscado soluciones y las has encontrado. ¿Por qué no tendría que ser así esta vez? ¿Tal vez por qué es más complejo? ¿Por qué no tenemos modelos parecidos con los que cotejar cuál es la mejor manera de actuar ahora? ¿Por qué es demasiado difícil?
 
Todas las transformaciones que suceden llevan asociadas riesgo y oportunidad. Esta vez coinciden diversas crisis en un mismo periodo de tiempo y por ello se hace más pesado y duro superarlas. Lo mejor para nuestro cerebro es abordar el problema en dimensiones manejables, es decir, acotar nuestro campo de actuación para un periodo corto y aplicarlo en los diversos niveles de la existencia: la salud, la vida profesional, familiar, el autodescubrimiento, el dinero, los amigos... El tiempo vuelve a ser fundamental: nuestro horizonte debe ir desde el quehacer diario, al semanal y máximo el mensual. Aunque nuestro proyecto se dibuje a un año vista. Porque las cosas cambian muy deprisa y necesitamos introducir cambios en nuestra respuesta a lo cotidiano con rapidez. Y lo que hacemos durante un día, una semana o un mes podemos organizarlo bien y dar óptimas respuestas.
Que esta crisis sea manejable también depende de diversas variables además de cuán dispuestos estemos a persistir en la motivación. Depende de la edad que tengamos, el sector en el que trabajamos, si tenemos o no trabajo, si podemos cambiar de sector, si tenemos salud, etc. Cierto. Propongo que estos parámetros no nos condicionen de un modo limitante como si fueran “el determinante absoluto”, porque se instalará en nosotros la certeza de que no conseguiremos superar esta crisis.
¿Y quién dice que tú, precisamente tú no puedes superarla? ¿Nos rendimos después de este primer año? ¿Abandonamos porque no comprendemos la nueva sociedad que se está manifestando? Precisamente tú y nadie más que tú puede dar una respuesta única a esta sociedad que ya es diferente de la de antes.
Requiere de mayor esfuerzo. De cooperación y de esperanza. Pero puedes conseguirlo porque nuestro cerebro precisamente fue creado para ser nuestro aliado y ayudarnos a comprender el mundo que nos rodea, superar los obstáculos, lograr metas y disfrutar con el proceso. Ahora más que nunca es importante recordarnos que también estamos llamados a ser felices. Una de las maneras es cambiar las percepciones que nos permiten valorar más y conseguir lo bueno, lo agradable, lo grande, lo hermoso, lo divertido, lo necesario, lo innovador… y ayudar a que los demás también lo valoren y lo consigan.
 
                                                           No, no te rindas
 
Ahora más que nunca la motivación es una manera de viajar y de acompañar en el viaje. Por lo tanto, no te precipites, no te rindas, no abandones: pues muchas primaveras nos esperan y algunas van a ser muy bellas. Todo lo que florezca hoy dejará su aroma como las flores al anochecer que traen consigo una gran promesa: una flor no nace porque la vida sea fácil sino para hacer la vida bella...
Es importante vivir de un modo profundo y transformador. Nuestro cerebro hace esta maravilla a diario. Aprendamos de él. Entrenemos y sigamos motivados: que en estos próximos meses dejemos nuestra huella innegable y vayamos a por todas: sólo así conseguiremos cambiar aquello que más nos preocupa en algo que no sólo nos hace más fuertes sino más creativos y flexibles. Feliz primavera.
 
 

Comparte y comenta este artículo!

Posts Relacionados:

  • Tipos de clientes que existen

    Tipos de clientes que existen

    Para cualquier empresa es fundamental conocer qué tipos de clientes existen y, dentro de esa primera clasificación realizar otra segmentación con las cualidades de cada uno.

  • Cómo diferenciar tu currículum de manera fácil

    Cómo diferenciar tu currículum de manera fácil

    Presencial, por videoconferencias o por teléfono, la entrevista de trabajo se sigue realizando en todas las empresas para contratar nuevos empleados. Lo normal es que el paso previo haya sido el que el reclutador haya escogido el CV del candidato de entre decenas o cientos de ellos.

  • La metáfora en la política

    La metáfora en la política

    Desde que CHURCHILL denunció en 1946 la existencia de un “telón de acero”, las metáforas políticas no dejaron de sucederse.

  • El lenguaje no verbal con mascarilla

    El lenguaje no verbal con mascarilla

    Aunque no parezca muy significativo, el lenguaje no verbal es mucho más incontrolable en épocas de incertidumbre. Actualmente nos encontramos en una de ellas y, aunque ya han pasado unos meses desde que la mascarilla llegó a nuestras vidas cotidianas, aún nos resulta difícil entender el lenguaje facial de las personas con las que hablamos, además de que nos lleva más esfuerzo el hacerlo.

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    El campo Correo electrónico es obligatorio.
    Debe aceptar la política de uso de datos
    Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando está aceptando su uso. Puede retirar su aceptación cuando lo desee. Aceptar Política de Cookies