Claves para realizar un presupuesto SEO

Hay dos hechos importantes que hay que tener claros: El SEO no es barato y es una estrategia a largo plazo

sábado, 08 de febrero de 2020
Durante años, las empresas gastaban grandes porcentajes de sus ingresos anuales en técnicas de marketing tradicionales, como vallas publicitarias, anuncios en periódicos, etc. Aunque obviamente se percibían aumentos en sus beneficios, los resultados eran muy difíciles de rastrear. Aquí radica uno de los principales beneficios del marketing digital en su conjunto, la capacidad de rastrear de dónde provienen los usuarios, y saber exactamente cuánto valor tienen para una empresa. Pero el marketing digital involucra una multitud de canales de tráfico, y no todos ellos proporcionarán el mismo nivel de resultados. Dividir una inversión en marketing de forma correcta es un punto esencial. La búsqueda orgánica es un canal que puede generar cantidades significativas de tráfico, pero para ello se requiere realizar una estrategia previa, optimización, análisis consistentes, y eso requiere un minucioso presupuesto SEO.

Pero antes de que comience la planificación, hay dos hechos importantes que debemos tener claros:
  1. El SEO no es barato. El SEO no es un trabajo sencillo. Se necesita analizar, planificar, ejecutar y luego mantener lo que se planificó con anterioridad. Las agencias “low cost” que trabajan por menos cantidad de la debida no tienen recursos para contratar expertos. Reutilizan contenido, crean backlinks sin sentido en cualquier sitio web, ven un vídeos de YouTube para crear sitios web con WordPress, y hacen otras cosas de aficionados con la esperanza de que la paciencia del cliente no se rompa y puedan seguir estafando. La mayoría de las compañías de SEO baratas abordan muchos proyectos por un precio menor y luego los subcontratan a otros. Obtienen ganancias como personas intermediarias. Esto es algo que debe evitar a toda costa. Por lo tanto, contratar servicios de SEO mediocres sitúa a un sitio web en un gran riesgo de ser penalizado por Google debido a estrategias de construcción de enlaces deficientes y contenido de baja calidad.
     
  2. El SEO es una estrategia a largo plazo. ¿Cuánto tiempo tarda en funcionar? Si bien las circunstancias difieren, una buena regla general es esperar de 4 a 6 meses para obtener resultados mínimos, y de 6 a 12 meses para obtener resultados más completos. Raramente se observarán resultados dentro del primer mes. Esto se debe a que en este período generalmente se desarrolla una auditoría y planificación de objetivos. Cuando se proceda a la implementación, los motores de búsqueda tardarán un tiempo en reconocer los cambios, por lo que prácticamente no sucede nada con los resultados hasta el final del segundo mes. Cuando estos comiencen a aparecer en el tercer y cuarto mes, serán de carácter moderado. Por el sexto mes las cosas deben estar empezando a desarrollarse paulatinamente según lo establecido. No obstante, en el transcurso de todo un año es cuando se hará patente la rentabilidad del proyecto, se cosecharán los resultados definidos y se recuperará la inversión realizada.
Modalidades de precios en un presupuesto de SEO
  • Por proyecto. A veces, una agencia de SEO, una empresa de marketing o un emprendedor digital cotizarán a una marca un precio por la totalidad de un proyecto de SEO en particular. El alcance general y el alcance del proyecto se discutirán y decidirán desde el principio, en función de los objetivos de una empresa y el posicionamiento de la industria. Luego se acordará el coste de llevar a cabo el proyecto de tal manera que se cumplan los objetivos marcados.
  • Cuota mensual. Los servicios de SEO a menudo serán tasados ??por los proveedores como un coste por mes. Esta es la estructura de costes más utilizada por las agencias de SEO o empresas de marketing digital de cualquier tamaño. Por un precio fijo por mes, una pequeña o mediana empresa estará abonando los servicios de la agencia para realizar el SEO en su sitio web de manera continua. La mayoría de las empresas eligen esta opción porque es a largo plazo y los resultados son más sostenibles.
  • Precio por hora. Algunos modelos de costes pueden presentarse como una tarifa por hora. Esto se determina en base al tiempo empleado por el profesional o la agencia de SEO en un proyecto en cuestión. Este tipo de precios de SEO rara vez es empleado por agencias de SEO o por compañías de marketing digital. Sin embargo, es la estructura de presupuesto preferida para los trabajadores independientes de SEO. Tener una tarifa por hora preestablecida permite presupuestar en consecuencia y controlar muy directamente cuánto está gastando.
Auditoría SEO. Constituye el primer paso antes de iniciar cualquier estrategia, generalmente se trata de un coste puntual. Y en la que se analizan una serie de conceptos determinantes para un sitio web como:
  • Datos de tráfico actual y estimado.
  • Posición actual de nuestras keywords.
  • Estudio de palabras clave (vinculado también a la estrategia de contenido).
  • Diseño web Responsive.
  • Errores de carga (JavaScript, HTML, etc.).
  • Tiempos de carga óptimos y buena respuesta del servidor web.
  • Tamaño de la página sin superar los 5 megas recomendados.
  • Versión AMP (Páginas Móviles Aceleradas).
  • Determinar la correcta conexión desde CDN (Content Delivery Network).
  • Elemento Doctype que determine la versión X(HTML).
  • Patrones de indexación (Robots.txt y Sitemap).
  • Implementación de la etiqueta de Google Analytics.
  • Optimización de todas las metaetiquetas.
  • Garantizar la correcta estructura de los encabezados (H1, H2, ...).
  • Imágenes optimizadas con sus correspondientes atributos Alt.
  • Estudio de backlinks y dominios de referencia.
  • APIS a las principales redes sociales.
  • Autenticación segura. Para ello se debe contar con un certificado SSL.
  • Errores de rastreo (404) y redireccionamientos (301).
  • Etc.
Una vez que se discutan con el cliente los puntos clave a optimizar se procederá a presupuestar todo aquello sujeto a mejora, dependiendo también de la cantidad que una empresa esté dispuesta a invertir. A partir de aquí se elaborará la estrategia y se establecerán los costes por mantenimiento mensual a realizar como:
  • Optimización del contenido interno. El coste de optimización de estos textos dependerá, evidentemente, del volumen de contenidos que alberga la página.
  • Redacción de contenido y plan editorial. El plan de contenidos y redes sociales está claramente vinculado al estudio de palabras clave donde hemos definido cuáles son las keywords que el cliente va a utilizar.
  • Enlazado interno.
  • Desarrollo de la estrategia de Linkbuilding. Aquí se incluye la gestión de los enlaces externos y, sobre todo, el análisis de la competencia.
  • Configuración de objetivos en Google Analytics.
  • Monitoreo e informes de seguimiento SEO. La analítica es una potente herramienta que permite extraer información de las visitas y del comportamiento de los usuarios. Es el primer paso para determinar qué funciona dentro de nuestra estrategia y qué se debe corregir.
  • Etc.
El dinero que cualquier marca invierta en un buen plan SEO se recuperará siempre. Permitir que algunas personas poco cualificadas hagan el trabajo significa arriesgarse más. Tal vez, el trabajo de un experto consultor SEO pueden resultar más caro, pero su experiencia devolverá a las empresas más de lo que gastaron inicialmente. Estos profesionales están compitiendo con otros en el mercado, y saben que dar el mejor servicio es una garantía.
 

Comparte y comenta este artículo!

Posts Relacionados:

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando está aceptando su uso. Puede retirar su aceptación cuando lo desee. Aceptar Política de Cookies